"Transamérica": Una película que mueve emociones

Por Luis Miguel Romero

Twitter: @LuisMiguelR01

Facebook: @LuisMiguelR02

Instagram: @luismiguelr03


El Séptimo Arte tiene la magia y el poder de mover las emociones del espectador y tocar las fibras más sensibles. No importa el género de una película, cuando tiene un mensaje tan poderoso y tan positivo, llega al público sin importar su nacionalidad, raza, credo u orientación e identidad sexual. Eso es precisamente lo que sucede con la película que reseñaremos en este espacio. Honrando la #MemoriaTrans, les presentamos Transamérica.




Estrenada en 2004, la película es dirigida por Duncan Tucker (es su opera prima) y estelarizada por Felicity Huffman. La cinta nos cuenta la vida de Sabrina “Bree” Osbourne (Huffman), una mujer trans, que está a punto de someterse a una cirugía de reasignación de género, misma con la que pretende dar por terminada su transición. Justo días antes de la cirugía, Sabrina recibe una llamada telefónica que le cambia la vida. La llamada proviene de Toby Wilkins (Kevin Zegers), desde una estación de policía de Nueva York. El joven le dice estar buscando a “Stanley” (deadname de Sabrina), afirmando ser su hijo. Impactada por la situación, alentada por su terapeuta e impulsada por una obligación moral, Sabrina decide partir en busca de su hijo. Necesita cerrar ciclos antes de la operación que le cambiará la vida para siempre.

Sabrina rescata al chico, quién la confunde con una misionera religiosa. En un principio ella decide no sacarlo de su error. El joven (que aspira a convertirse en estrella porno), ha vivido una vida muy dura y es rebelde y conflictivo. Su madre murió, su padrastro abusaba sexualmente de él, consume drogas y se prostituye en las calles.



Sabrina decide llevar al chico a Los Ángeles. Durante su largo viaje, donde cruzan los Estados Unidos (de allí el juego de palabras que da título a la película), ella y Toby estrechan lazos afectivos. La fuerza de la sangre hace su trabajo. Pero en un momento del viaje, Toby descubre que Sabrina es una mujer trans. El robo del auto donde viajan, provoca que ambos hagan una parada en Phoenix, Arizona, donde se encuentran con la familia de Sabrina. Toby descubre el entorno familiar de Sabrina y las reacciones de su gente ante su nueva identidad como mujer.

La situación para Sabrina comienza a volverse más compleja conforme el viaje transcurre. En la semana más larga y difícil de su vida, Sabrina ve brotar en ella de forma natural un profundo amor por su hijo ¿Cómo enfrentar a Toby y confesarle que esta mujer trans es realmente quién lo engendró?



Las emociones están flor de piel y marcan la pauta durante toda la película. En el transcurso del filme, el espectador no puede evitar sentir una profunda ternura por el personaje de Sabrina. El amor a su hijo hace un contraste emocional tremendo con el deseo de reafirmarse como mujer, mismo que ha perseguido desde tiempo atrás En un momento del filme Sabrina cuestiona el hecho si debe o no someterse a su operación de reasignación de género. El sentimiento de culpa y las presiones y juicios familiares son otro punto más en la situación que conmueve profundamente al espectador.




Las actuaciones de los actores resultan entrañables. La química entre Huffman y Zegers es un punto muy importante para mover las fibras del espectador. Mención especial merece la actuación de Huffman como Sabrina. Huffman, a quién recordamos especialmente por su rol de Lynette Scavo en la serie Desperate Housewives (2004-2012), fue asesorada en su caracterización por la productora, actriz y cantante trans Calpernia Addams. Obtuvo el Golden Globe como mejor actriz de drama y fue nominada al premio Óscar de la AMPA en la misma categoría.

El tema musical principal de la banda sonora es interpretado magistralmente por la mítica Dolly Parton.



Hoy en día, Transamérica es considerado todo un clásico, no solo del llamado New Queer Cinema, sino del melodrama cinematográfico. Es un gran error creer que estas películas van dirigidas a un público en particular. No son exclusivamente cintas para el colectivo LGBT+. Por el contrario, es muy importante que el público general se anime a echar un vistazo a estos filmes, que ayudan (y mucho) a sensibilizar y cambiar un poco la perspectiva hacia temas tan injustamente enjuiciados como es la transexualidad.




294 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Formulario de suscripción

©2021 por Alejandra Bogue. Creada con Wix.com