"M Butterfly": Historia de una mentira

Actualizado: 12 may

Por Luis Miguel Romero

Twitter: @LuisMiguelR01

Facebook: @LuisMiguelR02

Instagram: @luismiguelr03


*La Ópera china o el Teatro tradicional chino, tiene entre sus personajes elementales a los zhengdan, huadan y qingyl, personajes femeninos que eran interpretados, hasta hace muy poco tiempo, por varones.


*Madama Butterfly, de Giacomo Puccini, es uno de los grandes clásicos de la ópera. Estrenada en 1904, narra la tragedia de una joven japonesa enamorada de un militar estadounidense y el choque cultural al que se enfrentan ambos en su relación.


Estos conceptos son básicos para comprender mejor la trágica historia de amor de la cinta "M Butterfly", del cineasta canadiense David Cronenberg, estrenada en 1993 y protagonizada por Jeremy Irons y John Lone, basada en un guion de David Henry Hwang.





Jeremy Irons es "Rene Gallimard".

La historia de la cinta es la siguiente: En la década de los sesenta del siglo pasado, el diplomático francés Rene Gallimard (Irons), conoce al artista de la ópera de Pekín Song Liling (Lone), un artista zhengdan. Gallimard se enamora perdidamente de Liling ignorando (aparentemente) su condición de mujer transgénero. Pero Liling también funge como espía para el gobierno chino. Gallimard y Liling se convierten en amantes. En sus encuentros amorosos, Liling siempre utiliza vestuario femenino y se vale de hábiles estrategias para consumar la relación sexual sin que Gallimard descubra sus genitales masculinos. El poder y la pasión que Liling ejerce sobre Gallimard es tal, que incluso es capaz de engañarlo haciéndole creer que han procreado un hijo, un niño que a Liling le es entregado por sus superiores para seguir con el plan. Gallimard se ve forzado a abandonar China por cuestiones políticas. Su martirio comienza cuando se le hace creer que Liling ha caído presa en su país. Pasan los años, Gallimard regresa a Francia devastado y con el único objetivo de reencontrarse con Song Liling y su “hijo”. Su deseo se cumple: Liling se aparece ante él en Paris y lo convence de conseguir información secreta para enviarla a China y así poder recuperar a su hijo. Grave error. Gallimard es descubierto y arrestado por el gobierno francés por enviar información secreta de forma clandestina a la China en plena Revolución Cultural. En medio del proceso, Gallimard descubrirá la cruel realidad….


John Lone es "Song Lilling".

Aunque muchos lo ignoran, la trama de la película está vagamente basada en un caso real: el del diplomático francés Bernard Boursicot y el artista de la ópera china Shi Pei Pu, cuyo romance escandalizó a los medios franceses en los años 1980s. Se afirma que Shi Pei Pu tenía una curiosa condición que le permitía retractar sus testículos y manipular su pene, dando la ilusión de poseer labios vaginales y clítoris. Esto le permitía simular una penetración poco profunda. Gracias a esto, logró manipular al inexperto y enamorado Boursicot, haciéndole creer que estaba con una mujer cisgénero La relación entre ambos se prolongó varios años.


Shi Pei Pu

El polémico romance de Boursicot y Pei Pu sirvió como inspiración para el autor David Henry Hwang para escribir la obra teatral "M Butterfly". En 1993, David Cronenberg llevó la historia al cine. La película tuvo un éxito arrollador y causó gran impacto. Cronenberg afirmó que tuvo que prescindir de muchos temas políticos que se entretejían con la historia a fin de dar mayor lucimiento al dulce y a la vez cruel romance entre los protagonistas.


En México se realizó una versión teatral de la historia en 1989 (un año después del estreno de la obra original). Fue dirigida por José Luis Ibáñez y protagonizada por Humberto Zurita como Song Liling y Héctor Bonilla como Gallimard. El montaje llevó el confuso título de "Señor Butterfly", y se representó en el Teatro Silvia Pinal. Para algunos críticos la elección de Zurita como una mujer trans fue algo errónea, a pesar de su extraordinario desempeño en escena (muchos pensaron que era ilógico que un hombre con su físico confundiera a un hombre en la intimidad). Algunos sugirieron que el rol debió de haber sido para Francis, la legendaria vedette trans y artista del transformismo.



Hoy en día, la cinta es considerado un clásico de culto del cine LGBT+ (llamado Queer Cinema). La mezcla de romance, intrigas políticas y tragedia, le da a la cinta un toque singular que la vuelven un clásico imperdible dentro del catálogo de grandes historias LGBT+ en la Gran Pantalla.





402 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo