Los orígenes del cine para adultos ¿Cómo comenzó todo?

Actualizado: 30 mar

Por Luis Miguel Romero

Twitter: @LuisMiguelR01

Facebook: @LuisMiguelR02

Instagram: @luismiguelr03


A pesar de las criticas y de los detractores, nadie puede negar una realidad: el cine para adultos (porno, en términos más convencionales), existe y, además, es toda industria poderosísima que genera millones de dólares y que resulta una fuente de trabajo para mucha gente. Como toda industria, por supuesto que también tiene una parte negativa. Historias espantosas de crueldad, misoginia, racismo y trata de personas, también han empañado la historia de este peculiar mundo. La mayoría de las personas consume porno, sobre todo ahora que gracias al internet y el mundo virtual todo se encuentra, nunca mejor dicho, al alcance de nuestras manos. Pero ¿Cómo comenzó todo? ¿Quién tuvo la brillante idea de crear este negocio tan redituable?



Porno en una pintura rupestre prehistórica.

Ya desde tiempos prehistóricos, las representaciones eróticas se plasmaban a través del arte. El hombre primitivo dejó testimonio de ello a través de muchas pinturas rupestres y esculturas que representaban el coito humano (heterosexual y homosexual). Lo mismo sucedió con las grandes civilizaciones antiguas. Indios, chinos, egipcios, griegos, romanos, mayas, incas mexicas, todos por igual dejaron un legado de arte erótico. Fueron las religiones abrahámicas (judaísmo, cristianismo e islamismo), las que comenzaron a censurar el erotismo humano bajo el concepto del pecado.


Pornografía en los 1920s.

Y fue a finales del siglo XIX cuando surge la cinematografía. Y entonces el arte erótico toma un nuevo sentido. Ya desde esa época, surgen los primeros cortos pornográficos. Se reconoce al corto francés "Le Coucher de La Mariée" (1896), como la primera cinta porno, aunque solo mostraba un striptease femenino. Se considera que la primera película en plasmar una relación sexual explícita fue la francesa "A L'Ecu d'Or ou la bonne auberge", de 1908, misma que contaba la historia de un militar que concretaba una cita con su criada. En el cine mudo, en las décadas de 1920s y 1940s, la producción de películas porno se vuelve todo un negocio en los Estados Unidos. Estas cintas se distribuían de forma clandestina en clubes, despedidas de solteros o se vendían por correo. De hecho, se dice que la mítica actriz y diva hollywoodense Joan Crawford (1904-1977), llegó a aparecer en cintas porno en su incipiente carrera.


Poster de la mítica "Deep Throat" (1972).

En los 1950s, la venta de porno casero se multiplica al aparecer el formato de 8mm. En la década de los 1960s, aparecen las primeras películas a colores. La aparición de cabinas de sexo (Peep Show) estadounidenses y europeas, fomentó la popularidad de las películas porno. Para ese momento las leyes sobre obscenidad y la censura también habían aflojado en la Unión Americana. En 1969, la cinta "Blue Movie", del artista Andy Warhol, recibe una gran promoción y distribución a pesar de su contenido pornográfico explícito.


En la década de los 1970s inicia el boom del cine pornográfico. Salas de cine dedicadas específicamente a distribuir porno comienzan a pulular por el mundo. En ese año se estrena "Mona The Virgin Nymph", la cual marca el inicio de una serie de cintas de mayor presupuesto que abarrotan los cines de clasificación X. En 1972 se estrena el clásico de culto "Deep Throath", la cual marca un parteaguas en el cine para adultos en cuanto a contenidos, ritmo y argumentos, además de catapultar al estrellato a las primeras pornstars.


Linda Lovelace

La llegada del video, a fines de la década de los 1970s también determinó el camino de la industria porno. En la década de los 1980s, la mayor parte de la producción pornográfica se realiza en este formato. El Valle de San Fernando, en California, Estados Unidos, se convierte también en el Hollywood del cine XXX, convirtiéndose en en uno de los centros productores de pornografía más importantes hasta la actualidad.


Traci Lords

Los estudios de producción masiva comienzan a tomar poder. Viene el auge de popularidad de astros del porno como Linda Lovelace, Traci Lords, John Holmes, Peter North, Ron Jeremy, Seka y el actor gay Al Parker. Los ingresos que registra la industria porno en esta época, comienzan a rivalizar con los de Hollywood. Por algo se considera a los 1980s como la Época de Oro del Porno. No obstante, la aparición de la epidemia del VIH /SIDA cimbró profundamente a la industria. La seguridad de las estrellas provocó que se implementaran nuevos métodos de control sanitario y de técnicas de producción. Aún así, la industria recibió un golpe muy severo.


Rocco Siffredi

Los 1990s se ven marcados por la aparición del DVD y la mejora en la calidad visual de los contenidos. A mediados de esta década surge el internet, lo que genera la revolución más destacada de la industria desde la aparición del video. La web se llena de contenido pornográfico de una forma impresionante. Se dice que un 80% del contenido de internet es pornográfico. Desde luego esto también se vuelve un arma de doble filo. La venta de porno por video comienza su decadencia. Entre las figuras cumbre del porno de esta época sobresalen Katsumi, Jenna Jameson, Silvia Saint o los llamados "Rey Midas" masculinos del porno: Rocco Siffredi y Nacho Vidal. El porno gay y transexual también comienza a abrirse camino con mucha fuerza. El contenido interracial también comienza a ser considerado como una de las categorías principales, eso sin contar también el auge del material pornográfico animado japonés, el Hentai.


Nacho Vidal

A partir de la década de 2000, el internet domina por completo a la industria. Comienzan entonces a aparecer los portales web como XVideos, Pornhub o YouPorn, donde se aloja una gran cantidad de contenido xxx. La facilidad del público de crear y subir su propio contenido, causa que el porno amateur comience a hacer sombra a la industria profesional. Las películas de larga duración comienzan a desaparecer paulatinamente. En los 2010s y hasta el presente, es más redituable filmar escenas y subirlas a las plataformas, que producir costosas películas de larga duración. ¿Se ha perdido calidad? Probablemente si, pero esto se compensa con una mayor producción y rapidez que antaño.


Rachel Starr

Entre los galardones más importantes con los que se premia al porno sobresalen los AVN, los XBIZ o Cybersocket, solo por mencionar a algunos. Estrellas como Asa Akira, Rachel Starr, Marie Luv, Mia Khalifa, Esperanza Gómez, Venus Lux, Domino Presley, Buck Angel, Johnny Sins, Manuel Ferrara, James Deen, Colby Keller, Michael Lucas, Tim Kruger o Martin Mazza, gozan de gran popularidad con el apoyo adicional de las redes sociales.


Michael Lucas

Con la aparición de plataformas como el OnlyFans, el destino de la industria pornográfica sigue re definiéndose. ¿A donde nos llevará el futuro? Eso es incierto. No hay que satanizar al porno, así como tampoco hay que glorificarlo. Debemos de verlo solo como material de entretenimiento y placer. Todo con medida y sin exceso, el porno es algo que, hasta el más conservador, no puede ignorar. ¡A disfrutar sin culpa!



Echen un vistazo a esta serie de HBO Max titulada "The Deuce" (2019), donde se nos cuenta un poco del inicio y auge de la industria pornográfica en los Estados Unidos.




403 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo