Angelica Ross: Entre el arte y la tecnología

Por Luis Miguel Romero

Twitter: @LuisMiguelR01

Facebook: @LuisMiguelR02

Instagram: @luismiguelr03


En este espacio, hemos hecho un recorrido por algunas actrices trans que están marcando la pauta para el reconocimiento y valorización de la mujer trans en el mundo del espectáculo. Series como Pose y Veneno, han abierto el camino a una nueva generación de actrices trans que han sorprendido a la audiencia y la crítica por su talento histriónico, carisma y personalidad. Una de ellas es la actriz, activista, empresaria y programadora Angelica Ross. En este espacio de #MemoriaTrans, conoceremos un poco sobre su interesante vida.



Angelica nació en Kenosha, Wisconsin, Estados Unidos en 1981 (1980 según algunas fuentes). Se crio en la ciudad de Racine y afirma haber estado segura desde siempre que era una mujer. Su madre, una mujer religiosa y seguidora de la fe cristiana evangélica, no la aceptó cuando Angelica se declaró originalmente como gay a los 18 años. Ella ha revelado que su madre incluso le incitó al suicidio, pues no concebía tener un hijo con "esas condiciones". Ante tal revelación, Ross afirma que intentó quitarse la vida, pero afortunadamente fracasó en su cometido.



Angelica estudió en la University of Wisconsin-Parkside, pero decidió abandonarla tras solo un semestre. Entonces se enroló en la Marina. Tras ser aceptada, se mudó a Rochester, Nueva York, para eventualmente ser enviada a Yokosuka, Kanagawa, Japón. Por desgracia solo permaneció seis meses en servicio. Fue acosada e intimidada por compañeros y autoridades por su condición sexual. Era la época de la llamada “Don´t Ask, Don’t Tell”, una absurda política interna en la Marina y el ejército estadounidense que fomentaba el acoso entre la comunidad LGBT+.


Ross regresó a casa y fue cuando conoció a Traci Ross, una drag queen que le asesora para iniciar su transición como mujer trans. Por desgracia, la situación no fue aceptada por sus padres, quienes la echaron de casa. Se mudó entonces a Virginia, a vivir con su padre biológico. Allí permaneció seis años. Trabajó como mesera y estudió cosmetología. Ross afirma que sufrió de discriminación en su empleo y fue forzada a abandonarlo. Se mudó entonces a Florida, donde trabajó como modelo y escort y comenzó a estudiar actuación y programación web. Gracias a ello, fue empleada en el Trans Life Center, en Chicago.



Fue en 2005, cuando Angelica obtiene su primera oportunidad en el espectáculo, actuando en la película italiana Natale a Miami. Su gran oportunidad vendrá una década después, cuando protagonizó Her Story, una serie web sobre mujeres trans de Los Ángeles y la cual fue nominada para un Premio Emmy. Eventualmente actúa en series como Doubt, Claws y Transparent. En 2017, Ross también funge como productora ejecutiva y protagonista del cortometraje Missed Connections, que recorrió importantes festivales como Outfest, Baltimore International Black Film Festival, La Femme International Film Festival y Outflix Film Festival.



En 2018, Angelica obtiene el reconocimiento mediático internacional por su actuación en la serie Pose, producida por Ryan Murphy para FX. Allí interpreta a la temperamental Candy Abundance-Ferocity. Su actuación también fue aclamada por la crítica. En 2018, Ross une fuerzas con Ryan Murphy por segunda ocasión y se integra a la serie televisiva de horror American Horror Story.




Dejemos por un momento la faceta de Angelica en el espectáculo e indaguemos en otra interesante faceta de su vida: la tecnología. Ella es programadora web autodidacta y también estudió diseño gráfico. Es la fundadora y CEO de TransTech Social Enterprises, Miss Ross Inc. y TransTech Summit, empresas dedicadas a fomentar las habilidades en tecnología de las personas, enfocándose en apoyar al colectivo trans.



Otra faceta de Ross es su activismo social. Es parte del Trans Life Center de Chicago, donde apoya a personas trans a su incursión en el mercado laboral. Ha participado en eventos como la Cumbre de Tecnología e Innovación LGBTQ en la Casa Blanca, fue embajadora de la celebración del 50 aniversario de Stonewall en 2019, fue organizadora del Foro de candidatos presidenciales de 2020 sobre cuestiones LGBT+ y ha fungido como vocera en la Marcha Nacional de la Visibilidad Trans en Washington D.C. En 2017 fue galardonada con el Premio GLAAD por sus diversas contribuciones en la dignificación del colectivo trans de su país.


Angelica también posee su propio canal de YouTube y periódicamente comparte interesante contenido para sus seguidores.



No cabe duda de que cuando Dios da, da a manos llenas. Angelica Ross es un ejemplo de que las adversidades y piedras en el camino que enfrentamos las personas (sobre todo del vulnerado colectivo trans), no son un impedimento para poder triunfar en algún aspecto de la vida...o en el caso de Angélica, en varios.



Sigan a la talentosa Angelica Ross en la web:


Facebook: @MissAngelicaRoss

Instagram: @angelicaross

Twitter: @angelicaross

YouTube: https://www.youtube.com/channel/UCaoWM8oMcjYx5DtCODV4AaQ



43 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo